Algunas pinceladas (más) sobre Gabriel García Márquez

Fuente: wikipedia

Gabriel García Márquez, nace el 6 de marzo de 1927 en el pueblo de Aracataca en Colombia. Ese mismo día pero 452 años antes, nació Miguel Ángel, el artista italiano, y curiosamente el escritor ha fallecido el mismo día que uno de sus personajes, concretamente Úrsula, prima y esposa de Arcadio Buendía en Cien años de soledad, la que sería, según ella misma se define en la obra, “la voz de la razón en una familia de locos”.

 

Con un ojo morado con motivo de un puñetazo que le propinó Vargas Llosa. Fuente: www.letrasvoladoras.com

 

La obra que removió sus cimientos

Cien años de soledad ha sido su novela más famosa, la cual se publicó en el año 1967 después de 18 meses de trabajo y jornadas de 8 horas prácticamente ininterrumpidas. Hasta entonces, sus novelas como Funerales de la Mamá Grande o El Coronel no tiene quien le escriba se vendieron con cuentagotas, apenas unas centenas de ejemplares. Pero esta obra, de repente y sin saber porqué agotó sus 8.000 ejemplares, editados en Buenos Aires, en apenas unos días. Esto supuso un cambio en la vida del nobel; tanto es así, que en alguna entrevista reconoce que ha llegado a odiar la novela por cuantos cambios ha supuesto en su vida: amigos que vendieron su correspondencia, traiciones inesperadas….como dice el propio Gabo, “asimilar un éxito tan desmedido es cosa de héroes, y yo no soy ningún héroe, soy una persona bastante débil”.

 

Fuente: wikipedia

 

Hasta ese momento, García Marquez fue un escritor sin éxito que se encontraba prácticamente en la ruina. De hecho, cuando terminó su novela no pudo enviar la obra completa al editor para su lectura porque no contaba con todo el dinero que costaba el envío; así solo pudo enviar la mitad de su obra, sin darse cuenta de que había enviado la parte final.

 

El reconocimiento literario

Recibió el Premio Nobel de Literatura en 1982 a la edad de 55 años. El escritor tenía la creencia que a partir de ahí viviría tan solo 7 años, tal y como sucedió con Hemingway, Miguel Ángel Asturias o Eugenio Montale. Afortunadamente se equivocó en unos cuantos años, ya que ha fallecido 32 años después. Esta fue una de sus muchas supercherías pues el escritor cuenta entre sus “pavas” (la forma venezolana de nombrar a la mala suerte que desprenden algunas cosas) con cosas tan curiosas como los caracoles detrás de las puertas, las peceras, los pavos reales o la tuna (sic).

 

Algunas frases que se le atribuyen

 

“Hay que empezar a escribir con la voluntad de que va a ser lo mejor que vamos a escribir, porque siempre queda algo de esa voluntad”

 

“La peor forma de extrañar a alguien es estar sentado a su lado y saber que nunca le podrás entender”

 

“El problema del matrimonio es que se acaba todas las noches después de hacer el amor y hay que volver a reconstruirlo por la mañana después del desayuno”

 

“Lo más importante que aprendí después de los cuarenta es a decir no cuando es no”

 

 Y recuerda que si quieres conocer la tierra donde nació y vivió Gabriel García Márquez #Sendastelleva

Las claves de su obra en 59 segundos

 

 

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*